Escuchamos diariamente que debemos cuidar nuestra piel, pero surge una duda… ¿Desde cuándo se debe empezar este cuidado y cómo hacerlo? En JGB queremos contarte un poco más de este proceso para que lo inicies en el momento adecuado y si ya se te pasó el tiempo, pues empieza ya.

Es importante que definas una rutina de limpieza diaria y de preparación de la piel durante el día y la noche, es importante que tengas en cuenta que lo inicial será acudir a un dermatólogo para que puedas saber con seguridad que es lo que mejor le conviene a tu tipo de piel. Lo que sí es un hecho es que debes cuidarla y mantenerla en su mejor momento siempre.

Lo que debes tener en cuenta es que el envejecimiento, inicia sobre los 25 años pero no será tan notorio hasta después de los 40 años, por ello te sugerimos que si inicias a maquillarte antes o tienes una rutina de vida determinada, sigas las siguientes recomendaciones:

1. Usa protección solar todos los días: aún si estás en casa debes protegerte de los rayos solares que pueden ingresar por las ventanas o una simple salida a la tienda, lo recomendado es que tenga SPF 40+ como mínimo.
2. Hidrata tu piel: independientemente si es grasa, y los demás tipos de piel, deben hidratar la piel con aceites o cremas de acuerdo a sus necesidades.
3. Realiza una exfoliación: remover las células muertas es importante para promover la regeneración de la piel y eliminar impurezas, realiza esto por lo menos 1 vez cada 15 días, esto dependerá del tipo de piel que tengas.
4. No olvides tus labios: ellos también son importantes, por lo cual debes aplicar un hidratante labial y exfoliarlos por lo menos 1 vez a la semana.
5. Limpia tu rostro antes de dormir: retira de tu rostro el maquillaje, impurezas y todo aquello que haya podido llegar a tu piel durante el día. Hazlo de una manera delicada y con los productos indicados para tu tipo de piel. Puedes apoyar tu rutina de limpieza con los Pads Faciales JGB, que te ayudarán a remover suavemente la suciedad de tu rostro y cuello.
6. Realiza mascarillas de cuidado de la piel: según tu tipo de piel realiza mascarillas naturales o compra el producto que mejor vaya para ti, por lo menos 1 vez a la semana. Notarás la diferencia.

Recuerda que cuidar la piel no es un asunto de un solo día, debes ser constante y mantener la rutina de limpieza adecuada para que tu piel no solo luzca radiante, sino que también esté sana.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *